Aquí os traemos otro pequeño truco, y es que una de las características básicas que creo que tiene Apple TV es la versatilidad para poder llevártelo a cualquier sitio por su pequeño tamaño y bajo peso, ideal para poner en una fiesta tu lista de canciones de Apple Music en el caso que lo tengas contratado o enseñar las fotos de vuestro último viaje. Pero os encontráis que al enchufarlo a una televisión sobre todo si es antigua solo se te muestra una pantalla en negro, y las expectativas de poder usarlo caen en picado. Aunque parezca el error más catastrófico del mundo, simplemente puede ser que la resolución que da el Apple tv no sea compatible con la televisión en la que la has conectando.

Instrucciones en mandos para cambiar resolucion

Por lo que solo tendrías que cambiar la resolución del Apple Tv, pero ¿Cómo lo puedes hacer sin ver la pantalla? Muy sencillo, aunque depende del Apple TV que tengas, ya que si tienes un Apple TV de 2ª o 3ª generación la soluciones es que al encenderlo pulsa las teclas “Menú” y “Arriba” durante 5 segundos e ira cambiando la resolución cada 20 segundos hasta que veas la pantalla y aceptes la que más te interese. Si por el contrario tu Apple TV es de la 4ª generación las teclas que deberás mantener simultáneamente son “Menú” y “Bajar volumen”, cuyo efecto será el mismo.