Ahora que empiezan los rumores solidos sobre el Apple Watch Series 3 quizá sea un buen momento para hacer nuestra particular carta a los Reyes Magos de Cupertino y les digamos algunas cosas que no estaría  nada mal que introdujeran en el futuro Series 3 (o como decidan llamarlo).

e-SIM:

Sin duda la característica mas demandada de todas, y es que no somos pocos los que imploramos por un Apple Watch completamente independiente del iPhone.

Samsung con eSIM

Aun recuerdo cuando tuve mi primer smartwatch en 2012 (el Pebble original) y ya había gente que decía que no lo compraba porque dependía de un teléfono, en aquel momento dado lo poco que hacia el dispositivo (básicamente recibir notificaciones) me parecía una demanda absurda, sin embargo en estos años la cosa ha mejorado mucho y viendo las características de los actuales Smartwatch este requisito se antoja casi imprescindible si se quiere seguir liderando el mercado.

Un Apple Watch independiente permitiría algo tan básico como salir de casa sin nuestro teléfono, algo muy interesante en ciertas ocasiones (lo se, tengo pendiente hablar mas en detalle sobre esto).

Always On:

Always On

Hay una característica muy chula en los Samsung Galaxy llamada Always On que permite mostrar en todo momento la hora en la pantalla AMOLED sin apenas influir en el consumo. Estaría genial algo así en nuestro Apple Watch, donde ver la hora en todo momento tendría muchísimo mas sentido que en un móvil.

Carga Inalámbrica real:

mucho se esta rumoreando sobre la carga inalámbrica en el iPhone, pero ya comente que en el Apple Watch tendría mucho mas sentido, y es que aunque tengamos casi 2 días de batería con el Series 2, lo cierto es que tener una carga inalámbrica real que permitiera cargar el reloj sin quitárnoslo de la muñeca seria el equivalente a tener una batería infinita a efectos prácticos. ¿Donde hay que firmar?

Procesador mucho ma rapido:

El procesador del Series 2 es mucho mas rápido que su predecesor, eso no lo podemos negar, pero aun así esta aun muy lejos de darnos un rendimiento que se acerca aunque sea de lejos al del iPhone, es decir, salvo las apps que tenemos ya abiertas en memoria, el resto siguen tardando una pequeña eternidad en abrirse cuando necesitamos echar mano de ellas, lo que es cuanto menos sumamente molesto y frustrante, y eso suponiendo que lleguen a abrirse.

Necesitamos un procesador capaz de abrir una App totalmente cerrada en apenas 2 o 3 segundos como mucho si queremos una experiencia de usuario decente.

¿y tu?¿que le pedirias a Apple para tu futuro Series 3?