Con la llegada de watchOS 4 este otoño, ha llegado también un importante cambio a nivel de gestión musical, y es que hemos pasado de poder sincronizar una lista de reproducción entre el iPhone y Apple Watch, a poder sincronizar contenido “ilimitado”, y lo pongo entre comillas porque el limite real lo pone el espacio que Apple permite destinar a música, que es de 2 Gb únicamente o bien de 250 canciones, un poco escaso hay que admitir.

La verdad es que a priori podría parecer un poco absurdo ya que si llevamos siempre el telefono encima no necesitaremos escuchar música desde el reloj, sin embargo esto cambia radicálmente si hacemos ejercicio con un Apple Watch y dejamos el telefono en casa (algo que tendrá aun mayor interés cuando llegue el Series 3 con LTE), donde en ese caso seguro que querremos cargar algo de música en él.

Debido a que Apple Watch está principalmente atado al iPhone, la mayoría de las tareas para administrar el dispositivo se realizan a través de la aplicación Watch dedicada en iOS. La música en Apple Watch no es diferente: desde allí gestionará las canciones cargadas directamente en el reloj.

 

Para llevar a cabo esto hay que abrir la aplicación Reloj en iOS, y allí elegir Música, donde podremos elegir algunas listas preconfiguradas (Las mas escuchadas, nuevas, etc…) y añadir nuestra propia música, pudiendo añadir listas como hasta ahora (antes solo se podía 1) o bien directamente álbumes, canciones,etc… en concreto.

 

Finalmente, hay que decir la música no se sincroniza instantáneamente con el Apple Watch: el dispositivo debe colocarse en su cargador para comenzar el proceso de transferencia, asegurando que la batería no se agote de los archivos en movimiento, lo que sin duda es un poco tedioso y molesto.