Una vez anunciado el WWDC 2018 que tendremos entre el 4 y 8 de Junio de este año ya solo nos queda la cuenta atrás hasta el evento y ponernos a soñar como serán nuestros Apple Watch y Apple TV a partir de Septiembre.

Sin embargo probablemente no todos los relojes contaran con la suerte de recibir actualizaciones, especialmente los Series 0 (el Apple Watch original), que probablemente se quede para siempre con watchOS 4.3 o 4.4.

Tampoco es que sea algo muy grave, a fin de cuentas es un reloj cuyas ventas estuvieron muy por debajo de los Series 1,2 o 3, y aunque aun hay muchos en activo no es menos cierto que su funcionalidad se ve muy perjudicada por su escaso procesador, lo que lo convierte a día de hoy en un dispositivo más pensado para recibir notificaciones y poco mas, que ser usado como un autentico smartwatch (por su lento procesador es exasperante usarlo para otras cosas mas avanzadas). Cosas que por supuesto seguirán pudiendo hacer cuando watchOS 5 llegue al resto de la familia.

Es cierto que estamos acostumbrados a que Apple de soporte a la ultima versión de SO durante varios años, algo que en el caso del Series 0 seria de tan solo 2 años, sin embargo esto no es nada nuevo, y no podemos olvidar que el iPhone original o el primer iPad tuvieron ciclos de vida parecidos, muy inferiores al resto de sus hermanos.

Tampoco podemos obviar que watchOS 4 supuso en sus inicios una gran decepción para muchos, lo que seguramente fue debido a que Apple estaba con las manos atadas en otorgar de nuevas funcionalidades a sus relojes si tenia que mantener cierta compatibilidad con los primeros Apple Watch, y es que si seguramente se duramente criticada por ciertos sectores si finalmente deja en la estacada los Series 0 con watchOS 5 (estamos ante una suposion, no una noticia confirmada), no me quiero imaginar la que le hubiera caído si el corte hubiera sido en watchOS 4 con poco mas de 1 año en el mercado.