Seguramente recordareis que con watchOS 4 Apple permitia que si abrimos una aplicacion de audio en el iPhone y esa misma aplicacion la teníamos en nuestro reloj, se abriera automáticamente en el segundo para poder controlar el audio desde ambas.

Esto a priori era muy buena idea, si bien a mucha gente acabo cansándonos y desactivamos esa funcionalidad al encontrarnos abierta muchas veces la aplicaron cuando mirábamos el reloj para ver la hora.

Eso no quita que Apple haya evolucionado el concepto y con watchOS 5 tengamos una nueva aplicación que se puede abrir automáticamente: el telefono.

Esto implica que cuando hacemos una llamada podamos controlarla directamente desde el reloj, pero tambien que una vez que colgamos la aplicacion siga abierta en nuestra muñeca, de forma que puede resultar un poco molesto.